Calidad de Vida

¿Qué podemos aprender de las contingencias ambientales?

Las contingencias ambientales son el producto de un uso desmedido del auto bajo condiciones poco óptimas, pero aunque significan el peor escenario posible de la movilidad, hay cosas que podemos aprender de ellas.

Las contingencias ambientales son el peor resultado posible del uso desmedido del automóvil, una situación en la que ni siquiera caminar por las calles es seguro por los altos niveles de contaminación. Sin embargo hay cuatro lecciones que todos podemos aprender de estas situaciones para asegurarnos de que en un futuro cercano no vuelvan a pasar.

  • Uso racional del auto – Usa el auto sólo cuando sea necesario o cuando no tengas otra opción. Trata de ir al trabajo al menos una vez a la semana en transporte público o en bicicleta.
  • Disminución de estacionamientos – Si el gobierno de la Ciudad de México o las empresas reducen la cantidad de cajones de estacionamiento, los ciudadanos se verán obligados a ir a esos comercios de otra manera y dejarán el coche en casa.
  • Usar la tecnología – Si bien muchos ciudadanos de la CDMX ya usan Waze, o cualquier otro sistema de GPS, para evitar las zonas de mayor densidad vehicular, es necesario que todos revisemos las mejores rutas antes de salir al trabajo o a la escuela para pasar menos tiempo en el tráfico y contaminar menos.
  • Compartir auto – El auto compartido es una buena idea por donde la veas. Al viajar con tus compañeros de trabajo o clase, eliminas un auto de las calles y sus emisiones contaminantes correspondientes. Además, al compartir gastos de transporte usas menos dinero para llegar al mismo lugar.
¿Qué otra medida implementas para reducir tus emisiones contaminantes?






Etiquetas:
#ContingenciaAmbiental